El mejor gol de la historia. Lástima que sea en propia puerta…